7/2/09

La vestimenta

Era bastante sencilla. Consiste en un chitón (túnica larga, a veces hasta los tobillos, en ocasiones ceremoniales, sujeta por un cinturón, y en los hombros por una fíbula) y un himatión (capa que se envolvía al cuerpo, hecha de una sola pieza de tela, sujeta en ciertas ocasiones con una esclavina o clámide) que servían para hombres y mujeres.




Los campesinos vestían generalmente ropas de lana, cuero o pieles de animales, y un gorro del mismo material (kyné).

Al principio, hombres y mujeres lucían largas cabelleras, pero luego de las guerras médicas los hombres adultos comenzaron a cortar sus cabellos.

Las damas griegas usaban los chitones ajustados hasta el talle, pero se hacían amplios en la falda, y decoraban sus atavíos mediante joyas. También resaltaban su figura con un cinturón.



El calzado era de sandalias, un trozo de suela, sostenido a los tobillos, con tiras.

La vestimenta de los guerreros tenía un fin protector, en las batallas cuerpo a cuerpo. Se protegían con cascos, pesados escudos, sus torsos con corazas metálicas y las piernas se resguardaban con cnémides de bronce.